ÍndiceCalendarioFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosAfiliadosRegistrarseConectarse
Últimos temas
» to the beginning ( todos los alumnos, cualquier casa)
Mar Ene 29, 2013 4:52 pm por LissetLempicka

» ficha de louise
Mar Dic 18, 2012 5:17 pm por LissetLempicka

» Llorando a los Muertos
Mar Dic 18, 2012 12:24 am por LissetLempicka

» Diccionario de Hechizos
Dom Dic 02, 2012 7:46 pm por hadita313

» The Last Hogwarts
Vie Jul 13, 2012 7:25 pm por Aaron Vlad Regendorf

» Gomen
Vie Jul 13, 2012 5:53 pm por Aaron Vlad Regendorf

» Ariel Whin
Miér Jun 13, 2012 7:29 pm por LissetLempicka

» Introduccion a Encantamientos I-VII
Lun Jun 11, 2012 11:27 pm por Alexander Mcgonagall

» Hola :D
Dom Jun 10, 2012 11:59 am por ArielWhin


Otoño




Gryffindor

Hufflepuff

Ravenclaw

Slytherin





Gryffindor

Hufflepuff

Ravenclaw

Slytherin




Comparte | 
 

 Dando señales de vida

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Emily Greenwood
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 17
Fecha de nacimiento : 23/11/1996
Edad : 20

MensajeTema: Dando señales de vida    Jue Feb 09, 2012 3:41 pm

Se encontraba sentada en la mesa de su casa en el Gran Comedor, con un plato vacio frente a ella y el tenedor dando vueltas y vueltas en su mano. Su primera clase habia finalizado bien, el nuevo año se veia emocionante para ella... pero habia una cosa que no la mantenia tranquila. A ratos levantaba la vista y la pasaba por sobre cada uno de los rostros que la rodeaban, muchos de amigos, y algunos otros de personas que conoceria pronto de seguro, pero no podia evitar desear que entre aquellos rostros de jovenes felices se aparciera por apenas un par de segundos el rostro de alguno de sus abuelos... o de su hermano. Y es que Emily amaba su colegio, pero cada año se le hacia mucho más dificil separarse de su familia, por eso, despues de haber estado al menos 20 minutos sin probar bocado decidio levantarse, y, tras asegurarle a una amiga de que estaba bien se dirigio hacia la torre de Lechuceria.

Era un trayecto más o menos largo, apenas se salia del Gran Comedor se debia pasar por una serie de pasillos y una escalera en caracol que llevaban al segundo piso, y de ahi, más o menos tres puertas adelante, habia otra escalera, en caracol tambien, que subia por la torre en lo que parecian unos interminables 7 u 8 pisos. Lo peculiar de esta subida es que solo tres cuartos de la torre estaban techados y con paredes en las cuales refugiarse, pero la ultima parte del trayecto estaba totalmente expuesta al aire libre y se podian ver todos los alrededores de la escuela desde alla arriba. Emily se detuvo ahi y suspiro... no podia negar que era hermoso tanto el castillo como las tierras que lo rodeaban.

Una vez arriba se instalo fuera de la Lechuceria misma, puesto que de sentarse adentro terminaria llena de excremento de lechuza, y sentada sobre el descansillo de piedra tomo las cosas de su bolso y comenzo a escribir una carta dirigida a sus abuelos. No era tan larga como penso que seria en el camino hasta aqui, pero al menos contenia todo aquello que sentia en este momento, les contaba como fue el trayecto en tren, el acto de bienvenida de ese año, la primera clase por la que habia pasado y lo mucho, mucho que los extrañaba a ambos... miro aquel pedazo de papel y se decidio a doblarlo para luego entrar y buscar a su lechuza.

-Oh... ahi estas Elenya- Murmuro con una sonrisa, y tras hacerle algo de cariño a su amiga le ato la carta en la pata y le susurro- Ya sabes para quienes va la primera carta del año...- La lechuza asintio, sin duda ese era su trabajo cada año, y tras haber recibido aquellas ordenes se alzo en vuelo mientras dejaba a Emily detras apoyada en la ventana de la torre de Lechuzeria sintiendose apenas un poco mejor.


Última edición por Emily Greenwood el Jue Feb 16, 2012 1:59 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Christensen
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 14
Fecha de nacimiento : 03/03/1997
Edad : 20
Ubicación : Por ahí... o tal vez por allá
Cita : Dime pequeña y será lo último que digas...


MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Jue Feb 09, 2012 4:26 pm

Para ser el primer día la verdad es que las cosas habían sido bien aburridas, al menos para la joven de cabellos blancos que ahora se paseaba por los pasillos de Hogwarts. Llevaba en el castillo desde el día 1, como casi todos los alumnos y por eso no dejaba de preguntarse porqué el director había decidido retrasar el inicio de las clases una semana entera, sin embargo no es que esa fuera una duda que necesitara una respuesta inmediata, era más bien suscitada por la simple curiosidad de la muchacha. Además, en verdad no tenía nada mejor que hacer que ponerse a pensar, siendo el primer día de clases no había mucha tarea que hacer y tenía la tarde libre al no pertenecer a ningún club ni tampoco aspirar a entrar en el equipo de quidditch. Le gustaba el juego, pero si tenía madera para algo sería para buscadora o incluso guardiana y no era algo que le llamase mucho la atención; prefería, como suele decirse, mirar en vez de jugar.

Ese pensamiento en concreto sobre el quidditch le surgió cuando su camino la llevó a pasar delante del estante de los trofeos donde Gryffindor lucía orgulloso -igual que las otras casas, cada una en uno de los tres pasillos que bordeaban el patio- el nobmre de sus mejores buscadores así como algunos trofeos, premios y nombres de capitanes u otros jugadores destacados. Lo miró durante apenas unos segundos antes de suspirar y mirar hacia arriba, notando cómo Chi volvía a moverse por entre su cabello quizá buscando una posición más cómoda en el nido en el que había convertido su cabeza y que usaba para dormir desde hacía ya unos cinco años. No obstante, la cosa fue bien distinta pues aquel pequeño ratoncillo no se quedó en el mismo lugar, sino que por el contrario se lanzó hacia el suelo y comenzó a correr, obligando a la joven a perseguirlo por casi la mitad del castillo hasta que al fin -tras una larga y agotadora carrera- pudo atraparlo, dándose cuenta de dónde estaba sólo por la brisa fría que erizó su piel y la hizo temblar.

Se encontraba cerca de la entrada de la lechucería y, ciertamente, no estaba abrigada para tal lugar pues si bien traía el uniforme reglamentario -con los zapatos siendo sustituidos por botas blancas- al que añadió unas medias y el sweater, había dejado su túnica en la Sala común pues entre clase y clase no se pasaba frío debido a todo el trajín de alumnos y a las luces prendidas. Con tal marabunta de estudiantes era imposible no pasar calor, sobre todo cuando a veces tocaba ir corriendo de un lado a otro. La cuestión era que su intención de mantenerse dentro del castillo había sido cortada de raíz por la bolita gris que mantenía atrapada en sus manos y por la serpiente albina que, como quien no quiere la cosa, siguió subiendo las escaleras hasta meterse en la lechucería como si fuera su casa. Así pues a Lilith no le quedó más remedio que adentrarse en el lugar, buscando a su segunda mascota aunque encontrándose con una sorpresa inesperada: ya había alguien allí, una Hufflepuff para ser concretos hacia la que tanto la ojos azules como su sierpe dirigieron la mirada, esta segunda después de haber reptado para colocarse sobre esa especie de fuente que había en la mitad de la sala, estando así a la altura de la otra estudiante.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Emily Greenwood
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 17
Fecha de nacimiento : 23/11/1996
Edad : 20

MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Jue Feb 09, 2012 5:40 pm

Bien... no tenia más motivo para quedearse ahi por mas rato, aparte aun tenia que bajar y comenzara leer los libros que le habian pedido para su curso ¡Y claro! ahora resultaba que tenia algo de hambre... seria dificil encontrar algo en el Gran Comedor a estas alturas pero si no podria ir a pedir algo a los elfos domesticos de la cocina, siempre le entretenia hablar con alguno de ellos, aunque habia tambien algunos bastante gruñones. Estaba pensando en aquello cuando se dio la vuelta y cual no fue su sorpresa cuando vio a la serpiente observandola con ese par de frios ojos suyos. Dio medio paso atras sorprendida y se afirmo del alfeizar de la ventana temiendo por las lechuzas de la torre, pero tras observarla por un segundo mas pudo ver que varios pasos detras de ella habia una estudiante más, otra Hufflepuff, aunque algo menor y de seguro alguien que no conocia...

-¡H-hola! Disculpa, ¿Es tu mascota? Porque creo que me ha sorprendido un poco... -Le confeso con una educada sonrisa aunque con un ligero matiz de nervios. Le agradaban demasiado los animales, serpientes incluidas, pero no se esperaba por ningun asomo que una se iba aparecer de tal forma delante suyo.

-Creo que te estoy molestando aqui dentro... ¿Vienes a enviar una carta?- Ese era otro detalle que habia notado, la sala era de por si pequeña, asi que si la otra estudiante habia venido con tal objetivo lo mejor seria no incomodarla e irse simplemente...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Christensen
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 14
Fecha de nacimiento : 03/03/1997
Edad : 20
Ubicación : Por ahí... o tal vez por allá
Cita : Dime pequeña y será lo último que digas...


MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Jue Feb 09, 2012 6:04 pm

Ciertamente la reacción de la otra joven ante la visión de la sierpe albina fue, además de normal y previsible dado que no era nada común encontrarse un animal como ese en la lechucería -ni una serpiente blanca dicho sea de paso-, divertida pero ni una sola risa salió de los labios de la menor, es más, mantenía una expresión neutra apenas teñida con un ligero toque de curiosidad. No reconocía a esa chica por lo que era mayor aún cuando físicamente no lo aparentara demasiado en opinión de la ojos azules. De todas formas tampoco sonrió, simplemente se mantuvo atenta a los movimientos de la otra fémina así como a los de su mascota, quien había empezado a moverse como si estuviera sonando la flauta, manteniendo sus orbes irisados y de un inusual color celeste fijos en la mayor. No iba a atacarla y eso Lilith lo sabía, de ahí que no hubiera hecho movimiento alguno hacia ellas ni orden para que la sierpe se detuviera.

- Se llama Shi -respondió de esa manera a la pregunta que la desconocida le dirigió antes de hacer camino hacia la nombrada, alargando su brazo para que la serpiente reptara por él hasta acomodársele en el cuello como si se tratara de una bufanda, buscando el calor corporal de la albina pues dado el clima frío y la ausencia de rayos solares potentes el lugar no era nada adecuado para dicho animal y precisaba calor por su condición de sangre fría. Por otro lado sólo pudo mirar a la otra joven extrañada al escuchar la siguiente pregunta. ¿Tenía pinta de ir a enviar algo?- No, vine siguiéndoles -contestaría poco antes de dejar ver al ratón que traía ahora en su palma derecha, dejando ver al mismo tiempo que no traía ni un mísero papel que pudiera hacerse pasar por carta, así como tampoco paquete alguno que una lechuza pudiera cargar. Es más, por no tener no tenía ni lechuza.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Emily Greenwood
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 17
Fecha de nacimiento : 23/11/1996
Edad : 20

MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Jue Feb 09, 2012 7:44 pm

Los movimientos de la serpiente comenzaron a darle escalofrios, si bien, no le habia intimidado en un principio ahora con ese movimiento sentia que en cualquier momento la criatura saltaria hacia ella y solo Dios sabe que haria entonces, por lo que en lo que a ella respectaba se apego lo mas que podia a la pared de piedra y sus manos se aferraron aun más al alfeizar. ¿Por que no se inmutaba aquella chica? ¡Podia hacer algo por detener a su mascota!

-O-oye... ¿Crees que...? No se, ¿Podrias llamar a tu mascota? Las lechuzas se van a asustar más si, eh... s-si sigue ahi...- Sabia perfectamente lo asustada que sonaba, pero en ese momento no le importo, lo unico que queria es que la serpiente dejara de mirarla de esa forma... lo cual afortunadamente paso cuando aquella chica se acerco a Shi y la hizo subir por su cuerpo. Suspiró, al menos ahora podia respirar tranquila.

Desvio la mirada hacia el ratoncito que la chica traia consigo, ahora ¡Eso si que era una mascota! Se veia tan lindo que no pudo evitar sonreirle a el y luego a su dueña- Ah, ya veo... por sierto, creo que no nos conociamos. Mi nombre es Emily... ¿Y el tuyo?-
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Christensen
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 14
Fecha de nacimiento : 03/03/1997
Edad : 20
Ubicación : Por ahí... o tal vez por allá
Cita : Dime pequeña y será lo último que digas...


MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Vie Feb 10, 2012 10:16 am

Spoiler:
 

Ni a Lilith ni a sus mascotas les fue difícil notar que los movimientos de la sierpe estaban aterrando -por así decirlo- a la otra joven y eso resultaba en parte divertido para la menor- "Lo olvidé... La gente no suele ver serpientes a menudo" -fue el pensamiento que cruzó su mente antes de dirigirse hacia Shi. Le resultaba gracioso en cierto modo el miedo de la otra joven, pero no era cruel y dejar que Shi siguiera jugando con la mayor no era lo correcto, menos aún divertirse a costa del miedo así que dejó que la sierpe se le envolviera, atendiendo así a la petición de la ojos verdes- Las lechuzas son más y saben volar, Shi no es tan estúpida -mencionó pues aunque supiera que no era más que una posible excusa la verdad era que las lechuzas no se asustarían por su mascota, después de todo la lechucería era su territorio y con dos lechuzas ya eran suficientes para matar a una serpiente del tamaño de la albina que tenía enrollada al cuello, y dicha sierpe sabía bien lo que se hacía.

- Me llamo Lilith, Lilith Christensen -se presentó antes de escuchar un pequeño sonido agudo proveniente del ratoncillo que ahora le había trepado hacia la cabeza de nuevo- Él es Chi, y ella Shi -nombró a cada una de sus mascotas señalándolas con el índice de su diestra sin darle demasiada importancia a la queja que el ratón había hecho por no presentarle a él también, aún cuando al final hubiera acabado haciéndolo sin mucho interés. Por su parte el ratoncillo sí que parecía haberse dado cuenta de la mirada que la tal Emily le había dirigido, incluso pareció mostrar una sonrisilla en su rostro de roedor aunque no pareció tener intencines de moverse de donde estaba.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Emily Greenwood
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 17
Fecha de nacimiento : 23/11/1996
Edad : 20

MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Vie Feb 17, 2012 9:58 pm

No pudo agregar nada más a su primer comentario. No por el hecho de que no tuviera nada que decir, ya que al ser dueña de una lechuza sabia perfectamente como es que estas podrian actuar en conjunto frente a una serpiente... pero no quería lucir ofensiva y mucho menos expresar el miedo que le habia hecho sentir la mascota de aquella chica.

-Jeje... mucho gusto entonces Lilith, Shi y Chi...- respondio con una ligera risa mientras llevaba sus manos tras su cuerpo y mirando a cada uno de los presentes al nombrarlos con una sonrisa, ya que, aunque le gustaba mucho la compañia del resto, solia ser algo timida a la hora de hablar por primera vez con otra persona- ¿Suelen escaparse a menudo? D-digo... recordando el hecho de que me dijsite que venias siguiéndolos...-Comento mientras pasaba de mirar al ratoncillo con una sonrisa para mirar ahora a la serpiente, la cual le parecia mas tranquila y elegante de lo que le habia parecido en primera instancia...
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Lilith Christensen
Hufflepuff
Hufflepuff
avatar


Femenino

Mensajes : 14
Fecha de nacimiento : 03/03/1997
Edad : 20
Ubicación : Por ahí... o tal vez por allá
Cita : Dime pequeña y será lo último que digas...


MensajeTema: Re: Dando señales de vida    Sáb Feb 18, 2012 2:15 pm

Los animales respondieron el saludo de la otra Hufflepuff cada uno a su manera: Chi con un particular sonido casi gracioso y Shi con un mero siseo y una especie de reverencia con su cabeza antes de reacomodarse en el cuello de su dueña, pareciendo que fuera a estrangularla cuando sólo buscaba juntarse todo lo posible para guardar el calor- Lo normal, Chi es un ratón, está en su naturaleza correr de un lado a otro -respondió con simpleza dejando que el mencionado pasara de su cabeza a su hombro y de ahí saltase hacia la fuente junto a la que la albina estaba parada, mirando fijamente a la mayor como si buscara memorizar cada detalle de su rostro- ... Parece que le simpatizas -comentó un poco extrañada al ver que su mascota se mostraba interesada por Emily. No es que fuera inusual que el ratón se acercase a la gente, pero que se la quedara mirando de esa manera no era algo que pasase muy a menudo.

Por su lado la sierpe sólo entreabrió su ojo derecho para observar la escena y soltó lo que pareció ser un bufido cansado. Si cualquiera de las dos muchachas supiera hablar parsel o comunicarse con los animales habrían entendido alguna frase del tipo "Estúpido ratón" por el mero hecho de que se tomaba muchas confianzas con todo el mundo. Al contrario que él, Shi era más desconfiada, no hasta el punto de ser hostil con los desconocidos, pero sí se mostraba más recelosa al contacto y la cercanía... Cosas de serpientes tal vez y Lilith nunca le había dado mucha importancia pues les conocía y ya se había acostumbrado al caracter de esos dos animales.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Dando señales de vida    

Volver arriba Ir abajo
 

Dando señales de vida

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 

 Temas similares

-
» Así inicia mi vida como Marine...
» [RPG Maker XP] Recuperar vida y magia al subir de nivel.
» [Prólogo] Cambio de vida.
» El ridiculo de mi vida!!!
» Vida sin nada interesante (?)
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
La Profecía Comienza :: Castillo de Hogwarts :: Lechucería-